Podría ser un viernes cualquiera, pero no lo es

Un viernes suele ser un día feliz en el que todos pensamos en el fin de semana y la relajación que vamos a disfrutar. Sin embargo, hoy me he despertado con una noticia que me ha descolocado totalmente: censuran y bloquean la cuenta de twitter de Marcelino Madrigal (@mmadrigal)

Muchos conocemos su lucha por denunciar la multitud de perfiles pederastas en Windows Live y sus constantes denuncias ante la Guardia Civil, la Policia Nacional, La Moncloa (@desdelamoncloa). Es innegable que pocas personas dedican tanto tiempo de su vida a luchar contra una panda de impresentables.

Si bien Marcelino informaba a través de su timeline de twitter de estos pederastas incluyendo los enlaces (algo que podría en cierta manera ser reprobable por poder confundirse con publicitarlos), era una muy buena manera de conseguir que los cibernautas que no tenemos tanto tiempo para dedicarnos a investigar pudiéramos tener los enlaces a mano para, inmediatamente, efectuar las denuncias correspondientes ante las fuerzas de Seguridad y Microsoft (aunque inútil, yo he presentado muchas denuncias y han pasado olímpicamente).

Creo que deberíamos todos poner un poco de nuestra parte y asumir, de una vez por todas, que estamos ante un tema que afecta a seres cercanos a nosotros: sobrinos, primos, hijos, amigos, etc. No debemos permitir que seres tan deleznables pululen por sitios en los que navegan nuestros pequeños  y, si en el “mundo real” se les persigue y encierra, hagamos que desaparezcan de la virtualidad.

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *